DIY/Outfit

Cómo convertir un vestido en una falda

¡Buenas tardes a todos bomboncitos!

¿Que tal estáis? ¿Que tal habéis pasado el fin de semana? Yo he estado en casa liada con el rollo de la búsqueda de empleo, las entrevistas, el máster y la costura (estoy un poco triste porque mi último proyecto ha sido un fracaso absoluto…).

¡¡Pero no pasa nada!! Hoy os voy a enseñar como convertí un vestido que se me había quedado grande en una falda. Con este tutorial podréis aprovechar todas esas faldas o vestidos que se os han quedado grandes y que están cogiendo polvo en el armario.

Los materiales que vamos a necesitar son: vestido a transformar, una falda para usar como guia, alfileres, aguja e hilo, mechero y máquina de coser (opcional, también se puede hacer a mano).

El vestido que yo he decidido transformar es este de Forever 21 de hace como… cuatro o cinco temporadas y que compre cuando vivía en New York (que recuerdos, ¡tengo que volver!).

DSC03440

Un consejo gratis: no os compréis la ropa sin probárosla, porque yo me emocioné al encontrar un vestido en una talla XL pensando en lo afortunada que era, me lo compré sin probármelo porque tenía prisa y al final… me estaba grande.

Lo primero que haremos será colocar nuestra falda guía sobre el vestido y marcar con alfileres como queremos que sea el largo y ancho de nuestra nueva falda.

DSC03441

DSC03446

En segundo lugar, hilvanaremos el vestido siguiendo el recorrido marcado por los alfileres y lo coseremos a máquina (o a mano).

DSC03443

DSC03442

En tercer lugar, desharemos la costura que une el cuerpo del vestido con la falda para poder hacer la cinturilla. Tened en cuenta que si el vestido tiene cremallera, primero tendréis que cortarla a la altura de la cinturilla y rematar los extremos para que el cierre no se salga con un par de puntadas a cada lado.

DSC03447

Finalmente, sujetaremos la cinturilla con alfileres marcando el grosor que nos guste, la coseremos a mano con un punto invisible muy pequeñito (yo he seguido la costura que ya existía en el vestido para que quedara completamente disimulado) y remataremos quemando con un mechero los hilillos que sobren para no tener que volver a coser (¡que pereza!).

DSC03449

DSC03450

DSC03453

DSC03455

¡Y voilá! Este es el resultado, una falda super actual, cómoda y muy sencilla de hacer.

DSC03458

¿A que os encanta mi falda? Yo ya me la he puesto varios días y va a ser un must en mi maleta veraniega.

DSC03701

DSC03703

¿Y que os ha parecido el tutorial? Espero que os haya gustado y que os animéis a hacerlo porque, cómo podéis ver, es muy sencillo, económico y rapidísimo. Y si os ha gustado, compartidlo con vuestros amigos, dadle me gusta y seguidnos a través del blog para estar al día de todas las novedades, y sobre todo, porque me hace muchísima ilusión ^.^

Muchos besitos a todos y que os sea leve la semana.

Anuncios

2 pensamientos en “Cómo convertir un vestido en una falda

  1. A mi como siempre me ha encantado, yo tengo unos cuantosque me van grandes y ya tengo la solución. Muchas gracias guapa, me gusta mucho esta sección.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s